viernes, 29 de noviembre de 2013

Gélido otoño

Noviembre se despide con bajas temperaturas que han ocasionado las primeras heladas de la temporada. Tras el festival de vientos en su comienzo, parece que el eterno vendaval se calma, y al menos podemos disfrutar algo de las últimas hojas rojas en arces, y los amarillos del Ginkgo y de las Hamamellis, entre otras. Atrás quedaron las ruidosas bandadas de gansos en su migración al sur, surcando las alturas en su ordenada formación en uve, que marcan cada otoño.
Las raras mañanas de sol invitan al paseo, en el que observamos mil y un detalles que nos indican que la Naturaleza, sabia, se prepara para el invierno.

No hay comentarios: